Expone caso de “empresas fantasmas”

En el marco de la Semana Nacional de Contaduría, que la Universidad Autónoma de Ciudad Juárez celebró, se presentó la conferencia “Artículo 69-B, EFOS y EDOS”, en el que se abordó el caso de las “empresas fantasmas”.

La conferencia estuvo a cargo de la maestra Ruth Gabriela Gutiérrez Villegas, docente del Programa de Contaduría de la UACJ, quien dio a conocer las características de estas empresas que recurren a la facturación de operaciones simuladas para evadir al fisco.

En la conferencia, que se desarrolló de manera virtual, la maestra indicó que de 2014 a 2019, el Servicio de Administración Tributaria (SAT) detectó a 8 mil EFOS definitivos que generaron más de 9 millones de facturas falsas, por lo que la Cámara de Diputados aprobó que, a partir del primero de enero de 2020, los contribuyentes que vendan o compren facturas para amparar operaciones inexistentes serán acusadas de delincuencia organizada.  

La maestra Gutiérrez Villegas explicó que las EFOS son las Empresas Factureras de Operaciones Simuladas, en tanto que las EDOS son las Empresas que Deducen las Operaciones Simuladas. 

Explicó también que las operaciones simuladas son aquellas en las que se usan comprobantes fiscales auténticos, pero que amparan conceptos que no se han enajenado o que no se han llevado a cabo.

De acuerdo con lo expresado en la conferencia, esta práctica ocurre porque algunos empresarios consideran que pagan mucho dinero de impuestos y piensan que no reciben una contribución por el cumplimiento de esa obligación fiscal. Al no ver un beneficio para sus empresas, entonces recurren a las empresas factureras a la que se le compra una factura por un concepto que nunca se va a llevar a cabo, pero que sirve para que el empresario deduzca el gasto para pagar menos impuestos, tanto de IVA como de ISR, pero entonces cae en el delito de defraudación fiscal.

La maestra Gutiérrez Villegas, quien tiene la experiencia de haber laborado en el SAT, explicó el contenido del artículo 69-B del Código Fiscal de la Federación, que señala que cuando la autoridad fiscal detecta que un contribuyente emite comprobantes sin contar con los activos, personal, infraestructura, capacidad material para prestar, producir, comercializar o entregar los bienes que amparan tales comprobantes se presumirá la inexistencia de las operaciones que amparan dichos documentos.

En la conferencia la docente dio a conocer las características que tienen las empresas EFOS, ya que normalmente no cuentan con activos ni infraestructura física, no se localizan en el domicilio fiscal que reportan, los socios no cuentan con recursos económicos, no declaran, son ilocalizables o viven en zonas marginadas, abren cuentas y rápidamente las cancelan, presentan montos altos de facturación y pocos o nulos gastos, tienen un objeto social con énfasis en lo intangible para ofrecer facturas de acuerdo a la actividad de quienes las compran. También menciono algunas características de las EDOS, de las que dijo que son contribuyentes que simulan un aumento en sus gastos de operación para pagar menos impuestos comprando facturas a las EFOS a un precio mínimo.

Estas empresas cumplen con sus obligaciones fiscales, se localizan en el domicilio fiscal, tienen una actividad visible, los socios están en nómina, pero suelen reportar pérdidas fiscales o utilidades marginales para generar un mínimo de impuesto a cargo, entre otras características

Por Jorge García.

 47 vistas,  1 hoy

Comparte este artículo: