La Universidad es el corazón de la ciudad: rector

El rector afirmó que se están cumpliendo las metas que se fijaron para su gestión al frente de UACJ

“Considero que la Universidad Autónoma de Ciudad Juárez está viviendo un buen momento, y es el indicado para reflexionar sobre lo que nos propusimos al llegar a esta administración: el Plan Institucional de Desarrollo (Pide) 2018-2024, que se elaboró con base en la perspectiva de los funcionarios referente a las necesidades de esta Institución; y a dos años de concluir la gestión, la evaluación nos indica que estamos ya en el 80 % del cumplimiento de las metas”, aseguró el maestro Juan Ignacio Camargo Nassar, rector de la Universidad Autónoma de Ciudad Juárez (UACJ).

En su 4.° Informe de Actividades realizadas en su gestión, el Rector da cuenta de la vocación académica que hay en la comunidad universitaria y del entusiasmo con el que se visualizan propuestas y proyectos.

Vinculación

Las actividades del servicio a la comunidad no se detuvieron por causa de la pandemia, por lo que el rector aprovechó en enfatizar que en este año se ha intensificado el trabajo de intervención social, a través del Programa Somos UACJ Unidos por tu Comunidad, en el que participaron estudiantes becarios para atender las necesidades del suroriente y norponiente de la localidad.

“Sigo insistiendo en que la UACJ es el corazón de la ciudad, y los alumnos tienen un gran compromiso con la comunidad; tenemos que trabajar en proyectos de investigación que beneficien a nuestra frontera por medio del servicio social o de nuestro Centro Comunitario”, indicó el maestro Camargo Nassar.

Transparencia y austeridad

En el ámbito de transparencia y rendición de cuentas, según los datos que compartió el maestro Camargo Nassar, en el primer semestre de 2021, la UACJ obtuvo una evaluación de 98.63 % por parte del Instituto Chihuahuense para la Transparencia y Acceso a la Información Pública (Ichitaip).

Mientras que en el segundo trimestre de 2022 (abril, mayo y junio) esta casa de estudios obtuvo una calificación de 94.8 % por parte del mismo organismo.

“Los resultados que nos da la Auditoría Superior del Estado de Chihuahua nos demuestran que hemos tenido un buen comportamiento y observamos una disminución muy significativa”, mencionó el maestro Camargo Nassar.

Durante 2019, la Institución tuvo una disminución de 78 % en las observaciones; posteriormente, en 2020 se redujo a 89 %, evaluados por la institución dedicada a combatir la corrupción y hacer la promoción de administraciones eficientes.

Por su parte, la Auditoría Superior de la Federación calificó a la UACJ con el 100 %, lo que demuestra que utiliza una política institucional de austeridad que se traduce en gasto responsable y transparente, permitiendo el ahorro de más de 29 millones 883 mil 320.38 pesos, que son aplicados a rubros que inciden directamente en lo académico.

El maestro Camargo Nassar aclaró que se encuentran en un contexto “favorable” las aportaciones gubernamentales para “el crecimiento de nuestra Universidad y para dar egresados que transformen el entorno”.

Matrícula y oferta educativa

La presencia y liderazgo de la familia UACJ es primordial para el rector Camargo Nassar. Destaca que estudiantes y profesores han obtenido el reconocimiento a su trayectoria y logros a partir de su actividad en esta institución educativa mediante lo académico, cultural y deportivo.

Con una población de 36 524 estudiantes, 123 Programas Académicos, entre pregrado y posgrado, y una comunidad universitaria cercana a las 40 mil personas, entre alumnos, académicos y administrativos, el Rector dijo que “la evaluación es permanente. Hemos mantenido la acreditación de nuestros Programas Educativos, con el reconocimiento que nos otorgan las instancias certificadoras externas para cada área disciplinar”.

Hasta la fecha, la Universidad ha recibido acreditaciones en los programas de Artes Visuales, Economía y Médico Cirujano, y se encuentra en proceso la de Derecho.

El maestro Camargo Nassar explicó que, aun con los recortes presupuestales, “la Universidad ha tenido un buen manejo de las finanzas en el que persiste un importante Programa de Becas para apoyar la permanencia y reconocer a la Excelencia Académica”.

Asimismo, en apoyo a la economía de sus estudiantes, esta casa de estudios no ha incrementado el costo de su inscripción en los últimos 12 años.

Planta docente

Para mantener y mejorar la calidad de sus Programas Educativos, la UACJ cuenta con una planta docente de 2356 profesores. En su totalidad, mencionó el Rector, los docentes de cada instituto tienen una formación y un perfil académico destacado, donde son 314 profesores quienes tienen reconocimiento por el Sistema Nacional de Investigadores (SNI), lo que representa que la UACJ aporta la mayor cantidad de investigadores en el estado.

Infraestructura y seguridad

En materia de infraestructura, el Rector dijo que este año, con los ahorros obtenidos, se ha “invertido en obras que son en beneficio de la comunidad académica de los diferentes institutos”.

Ejemplo de ello son las remodelaciones de los accesos del Instituto de Ciencias Biomédicas (ICB) y del Instituto de Ciencias Sociales y Administración (ICSA), que constan de bancas, áreas de ascenso y descenso, áreas verdes, redes de iluminación led de última generación con control automatizado y pozos pluviales de absorción.

Con esto, el Rector determinó que “ambos institutos tienen una nueva cara”. Agregó que, para ampliar los protocolos de seguridad en los alumnos, una muestra es el ICSA, en el cual se inauguró el estacionamiento que consta de 28 613.14 m², con jardineras y banquetas.

Asimismo, el maestro Camargo Nassar compartió que se trabaja en un proyecto que atiende las necesidades en los campus “con la adquisición de nuevos equipos para talleres, laboratorios y aulas antes de que culmine el año”.

Sede de la Universiada Nacional 2022

Para el Rector, el ser sede de la XXIV Universiada Nacional significó una oportunidad para “poder proyectar a la ciudad y a la UACJ de una manera distinta, y el poder recibir a más de 9 mil atletas universitarios con sus entrenadores y familias; fue un logro en lo deportivo y en lo institucional, dándole la perspectiva a la gente de que una universidad joven puede lograr un evento de esta índole”.

“Este año fue diferente: hubo entusiasmo de volver a la presencialidad y de estar desahogados con la cuestión presupuestal; aun y cuando seguimos en estos planes de ahorro tuvimos mejores escenarios que nos indican que vamos por el camino correcto y que nos quedan dos años para hacer muchísimas cosas”, concluyó el maestro Camargo Nassar.

 101 vistas,  2 hoy

Comparte este artículo: